Muchos negocios online cometen errores comunes en el marketing digital, lo que acarrea una serie de efectos negativos. Para evitarlos, recomendamos varios consejos a tener en cuenta para eludir esos fallos. 
1. El blog no lo es todo. Es muy importante e imprescindible que una empresa cuente con un blog en el que se recoja toda su información, pero su buen contenido no es suficiente. Es necesario promocionarlo. Para ello se pueden usar las distintas redes sociales, que ayudarán a difundir toda esta información y que llegue a mucha más gente. 
2. Un blog debe actualizarse. No basta con tener el blog sin más. Se debe actualizar cada cierto tiempo para aportarle frescura. Además, algunas publicaciones antiguas se pueden también actualizar si hay novedades sobre ese tema tratado anteriormente, porque Google indexa mejor las páginas que están actualizadas.
3. No presentes siempre de la misma forma el contenido. En los post del blog se pueden incluir fotografías, vídeos, podcast… Debes usarlos porque aportan relevancia y ofrecen el contenido de manera más atractiva para los usuarios.
4. Perfiles solo en las redes sociales más adecuadas para el negocio. No es necesario tener un perfil en todas las redes sociales, aún más si no se va a poder actualizar con regularidad. Lo mejor es elegir las redes sociales en las que podemos alcanzar más notoriedad y aprovecharlas para aportar contenido de calidad.
5. No te quedes sin recopilar correos electrónicos. Para un negocio online es importante contar con los correos electrónicos de sus clientes, sobre todo si se tiene pensado enviarles boletines con información de productos, ofertas u otras novedades. 
6. Segmenta tu público. Es un error enviar contenidos a todos los usuarios. Lo recomendable es utilizar estrategias para que el contenido llegue solamente a las personas que necesitan o les gustaría verlo.
7. No compartas solo una vez. Si el contenido que tienes es de calidad, intenta promocionarlo varias veces y en diferentes redes sociales para que lo puedan ver más personas. Utiliza diferentes presentaciones, textos, fotografías para que no resulte repetitivo.
8. Fomenta la participación. No caigas en el error de simplemente compartir información en redes sociales. Trata de fomentar la participación de los usuarios, que comenten y compartan la información. Eso permitirá, además, que gente que no había ‘dado’ aún con tu negocio en la red, pueda conocerlo.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies